Turismo Turismo Rural Huesca

Bielsa

Ubicada en la confluencia de los ríos Cinca y Barrosa sobre una terraza del valle de origen glaciar homónimo, Bielsa es un pequeño municipio de la comarca de Sobrarbe muy próximo a la frontera francesa. Conserva excelentes muestras de la arquitectura de montaña característica de estos lugares, pero no ha resistido a las exigencias del turismo por lo que su casco urbano está plagado de nuevas construcciones, algunas más respetuosas que otras con el entorno. El núcleo urbano de Bielsa fue declarado Paraje Pintoresco en 1976.

Suele datarse el origen de Bielsa entre los siglos X y XI, coincidiendo con el establecimiento de poblaciones estables en el Pirineo aragonés, al poseer un emplazamiento estratégico, situado en un cruce de caminos en la confluencia de dos ríos, y ser un punto de fácil defensa. Bielsa fue villa de realengo hasta 1280, cuando fue transferida a la familia de los Viella, pasando después al dominio de otros señores. A juzgar por sus monumentos principales, debió conocer un buen momento durante el siglo XVI, pero sufrió la decadencia a raíz de los encarnizados combates acaecidos durante la Bolsa de Bielsa: el férreo asedio que los nacionalistas impusieron a la a las tropas republicanas en abril de 1938, que se prolongó hasta junio de ese mismo año cuando éstos huyeron a Francia tras la destrucción de la villa.


Visitas de interés:

- El Ayuntamiento. Edificio civil del siglo XVI, de estilo renacentista, con distintos elementos ornamentales en su fachada. Tiene soportales inferiores con arcos de medio punto, amplio ventanal y una pequeña torre con troneras en su lado izquierdo. Acoge el Museo Etnológico del Valle de Bielsa donde se exponen colecciones de trajes típicos, utensilios caseros y herramientas y aperos tradicionales.

- La Iglesia de la Asunción. La parroquia de la localidad data del siglo XVI, aunque fue reconstruida en el siglo XX. Llama la atención sus grandes dimensiones.


Fiestas y tradiciones:

- Sus Fiestas Mayores se celebran el 15 de agosto, en honor de la Asunción. El festejo más popular de la localidad son los vistosos Carnavales, sin duda uno de los más antiguos de todo el Alto Aragón. Algunos de los personajes típicos muestran reminiscencias paganas asociadas a ritos de fertilidad. Es el caso de las trangas, disfraz masculino que incorpora pieles de cabra, cornamentas y esquilas, además de una larga vara. Otros personajes son las madamas (señoritas o doncellas), l'onso (oso), l'amontato (vieja de aspecto grotesco), o Cornelio Zorrilla, un muñeco de paja que permanece colgado en la fachada del Ayuntamiento durante los festejos, y que es quemado cuando éstos concluyen después de un juicio por sus malos actos.

- Aunque en franca regresión, se habla una variante de aragonés antiguo conocida por belsetán.


Gastronomía:

La gastronomía del Sobrarbe, y en particular del valle de Bielsa, encierra un amplio abanico de sencillos platos, elaborados con productos de la tierra y con técnicas y modos que se pierden en la noche de los tiempos. Son muy típicos platos el ajoarriero, las chiretas, las sopas de pan con ajo, el bacalao ainsetano, las truchas, el ternasco montañés, el cordero a la pastora, la pierna de cordero mechada, la gallina en pepitoria, el conejo en salsa de chocolate, el frechinache o la sopa belsetana. Entre los postres hay que destacar los crespillos, el millazo y las pasteras de Bielsa.


Más información:

Ayuntamiento
Plaza Mayor, s/n
22350 Bielsa (España)
Tel: 974 501 000
Mail: secretaria@bielsa.com






Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.
© Copyright 2011 - 2017 http://www.turismoruralhuesca.net. Última actualización: 28/01/2013 - 05:10:58.